Madres que prefieren a sus hijos muertos - 14 de Agosto de 2017 - El Universal - Noticias - VLEX 691282653

Madres que prefieren a sus hijos muertos

 
EXTRACTO GRATUITO

Astrid Rivera

CIUDAD DE MÉXICO, agosto 14 (EL UNIVERSAL).- Los casos en los que las madres asesinan a sus hijos se tratan de hechos aislados en los que la progenitora sufre de algún desorden mental, una sicopatología y llegan a este crimen de infanticidio o parricidio por desesperación, coincidieron investigadores.

Especialistas consultados por EL UNIVERSAL resaltaron que no existe una cultura de la salud, por lo que se requiere fortalecer la atención de los trastornos mentales y atender oportunamente "señales de alarma", por ejemplo, una depresión o una conducta violenta, a fin de evitar la ejecución de estos delitos.

Pedro Hernández Gaona, investigador de la Facultad de Derecho de la UNAM, explicó que el Código Penal tipifica este ilícito como homicidio con relación al parentesco, cuya pena puede ir de 30 a 60 años de prisión; sin embargo, en los 32 estatutos de las entidades la penalidad varía, aunque todos establecen dos reglas para sancionar el crimen, si se trató de un delito culposo o doloso.

"En el primero puede haber no responsabilidad para la persona, depende de cada caso. Pero si se determina que es doloso, en el que querían matar al pequeño, las penas en la mayoría de las entidades es de 10, por lo menos, hasta 30 años.

"Si hubo una ventaja y una alevosía todas las penas podrían agravarse, porque en un asesinato doloso en general las penas van de 20 a 50 años. De familiares, la pena mínima es una década", detalló.

Comentó que por lo general los padres que matan a sus hijos tienen un desorden mental o un rencor. El juez debe ordenar un dictamen pericial y médico que determine si la persona tiene un trastorno mental permanente o transitorio, este último se refiere a si estaba bajo la influencia del alcohol o alguna droga; mientras que para determinar el mal permanente se deben realizar dos peritajes, para determinar si el sujeto tiene un padecimiento mental y otro para verificar el tipo de la enfermedad.

Enfatizó que se deben unificar los tipos legales, a fin de estandarizar las penas, porque de acuerdo con el estado es como se tipifica el delito; en algunas entidades se refieren a él como infanticidio o parricidio.

Carlos Daza, penalista de la UNAM, comentó que este delito se tipifica como homicidio en relación con el parentesco, el cual tiene baja incidencia en comparación con otro tipo de asesinatos y que el móvil suele ser pasional, por ejemplo, por celos de la esposa que busca "castigar" de alguna manera a su pareja...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA