Mujeres piloto vuelan las aeronaves más pesadas - 8 de Marzo de 2016 - El Universal - Noticias - VLEX 608328734

Mujeres piloto vuelan las aeronaves más pesadas

 
EXTRACTO GRATUITO

Karla Rodríguez y Cristina Pérez-Stadelmann

CIUDAD DE MÉXICO, marzo 8 (EL UNIVERSAL).- El Boeing 777 suele aterrizar a una velocidad de 260 kilómetros por hora, y Verónica Cervantes es capaz de controlarlo.

Este avión —el más grande de la flota de Aeroméxico— pesa 287 toneladas y alcanza una velocidad máxima de 950 kilómetros por hora. Fue el aparato que hace poco realizó lo que han llamado un “vuelo histórico”, con esta mujer de 56 años como capitán, dos mujeres copiloto y 10 mujeres más como parte de la tripulación.

Ha sido el primer vuelo transcontinental de la aviación mexicana operado por una tripulación completamente femenina.

El vuelo AM098 dirigido por Cervantes partió del Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM) hacia Shangai, China, un destino que requirió más de 15 horas de vuelo.

Dicen que los pasajeros aplaudieron cuando la capitán informó, antes despegar el vuelo AM098, que se trataba de un viaje absolutamente tripulado por mujeres.

Lo han llamado “vuelo histórico”, pues no tiene antecedentes en la trayectoria de la aviación mexicana.

Fue justamente la capitán Verónica Cervantes quien se encargó de planear y organizar este viaje cuando en abril de 2015 ascendió a la jefatura de pilotos del Boeing 777.

“El equipo estaba formado. Pensé que sería una buena oportunidad tener un vuelo 100% de mujeres, pues se dieron las condiciones. El próximo reto es repetir la experiencia, con la misma tripulación de 13 mujeres, pero ahora cruzando el océano Atlántico”, refiere.

En un comunicado de Aeroméxico se informó que la intención de este tipo de vuelos es que se refuercen los valores como la equidad de género en la industria de la aviación con el apoyo de la Asociación Sindical de Pilotos Aviadores (ASPA) de México y la Asociación Sindical de Sobrecargos de Aviación de México.

El vuelo rosa

Lo han llamado también “el vuelo rosa”, término con el que la capitán Cervantes no coincide, pues “yo no conozco el ser hombre, me han entrenado para estar sentada aquí y dar lo mejor de mí”, dice Verónica, esposa y madre de dos hijos, colocada en su asiento de capitán mientras explica a EL UNIVERSAL algunas de las funciones de los cientos de aparatos que la circundan en cabina.

Con una trayectoria de 34 años en la aviación; se inició como primer oficial o copiloto en 1981 y fue también comandante del DS9.

Ascender a capitán la llevó a volar el McDonnell Douglas (MD80); y el Boeing 777, el avión más grande operando en México de la...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA